Esta actividad te brinda un espacio donde poder dedicarte a recuperar tu cuerpo de las molestias habituales de esta etapa: espalda, cuello, cintura abdominal y suelo pélvico, de forma segura y reparadora.

Podrás compartir con otras mamás que están en el mismo momento que tu con las mismas inquietudes y dudas, escuchándose y apoyándose mutuamente, sin separarte de tu pequeño.